Archive for Organizaciones

Carta de solidaridad con Temaca… Solidaricémonos todos

CARTA DE SOLIDARIDAD

A L PUEBLO DE MÉXICO

A LA OPINION PÚBLICA INTERNACIONAL

A LAS AUTORIDADES ESTATALES Y FEDERALES

 

Los miembros del COPUDEVER, Consejo de pueblos unidos en defensa del rio verde, reunidos en Santa Rosa de Lima Villa de Tututepec de Melchor Ocampo Juquila Oaxaca, nos hemos informado de la movilización que realizan los compañeros del comité SALVEMOS TEMACA, En contra de la construcción  de la presa el SAPOTILLO, En Tema Capulín, Jalisco, a cargo de la comisión Nacional de el agua, organismo descentralizado dela SEMARNAT. Los compañeros de Temaca, iniciaron la toma y plantón para bloquear el campamento industrial de la presa el zapotillo, cansados de ver burlados y violentados sus derechos, ya que a pesar de haber ganado dos amparos por la vía jurídica, las Autoridades Estatales y Federales no han respetados esos recursos jurídicos que ampara la constitución. A si , a partir del lunes 28 de  marzo del presente año, a acompañados por varias delegaciones del MAPPDER, movimiento de afectados de afectados por las presas y en defensa de los ríos, entre ellos compañeros nuestros de Oaxaca, mantienen bloqueadas las instalaciones  de la presa el zapotillo.

Declaramos nuestra mas amplia solidaridad, a ala lucha de los compañeros de Jalisco, que también es nuestra y exigimos a la CONAGUA la cancelación definitiva de dicha presa puesto que afecta los derechos  de los habitantes de todo el pueblo de Tema Capulín, y provoca daños irreversibles al medio ambiente.

Estaremos  pendientes  y alertas del desarrollo de esos acontecimientos y no permitiremos ningún acto de represión en contra de nuestros compañeros.

 

ATTE.

RIOS PARA LA VIDA Y NO PARA LA MUERTE.

COPUDEVER

EDUCA AC. LA VENTANA AC.   ECOSTA YUTU CUII. Y LA COMISIÓN DISESANA DE LA DIOSISIS DE PUERTO ESCONDIDO.

Santa Rosa de Lima Villa de Tututepec De Melchor Ocampo Juquila Oaxaca a 31 de Marzo del 2011

Río Santiago, El Salto, Juanacatlán

Mario Édgar López Ramírez / La Jornada Jalisco

Durante la celebración del Foro internacional El agua en México: problemática, conflictos y perspectivas, convocado por el Centro Regional de Investigaciones Multidisciplinarias de la UNAM y por el Tribunal Latinoamericano del Agua los días 23 y 24 de febrero en Cuernavaca, Morelos, se realizó una revisión del avance que han tenido los distintos casos de injusticia hídrica en México, los cuales han sido juzgados por dicho Tribunal desde el año 2006. Entre ellos destacó la falta de soluciones en uno de los casos, muy sensible para nuestra región, por el drama humano que representa: la situación que aún guarda la contaminación y los problemas de salud pública en los municipios de El Salto y Juanacatlán. Ante ello, el Tribunal decidió hacer extensiva una nota de prensa cuyas partes han sido retomadas esta semana por distintos medios de comunicación, tanto de prensa como de radio y de televisión. Dice la nota de prensa, que se reproduce completa:

“El Tribunal Latinoamericano del Agua, instancia internacional de justicia ambiental para la discusión y análisis de controversias respecto a los problemas hídricos en América Latina, reitera su preocupación por la grave situación que persiste en el caso del río Santiago, ubicado en Jalisco. En particular por la persistencia y profundización de las afectaciones ambientales y a la salud que viven los pobladores de los municipios de El Salto y Juanacatlán.

El Tribunal Latinoamericano del Agua manifiesta respetuosamente su preocupación por el tipo de respuestas públicas que las autoridades del estado mexicano, el estado de Jalisco y los distintos gobiernos municipales involucrados están dando al caso del río Santiago, debido a que se identifica una estrategia mediática que busca relativizar el problema y dar soluciones técnicas parciales, un alcance que no corresponde al de una visión integral, capaz de solucionar de fondo los problemas ambientales y los conflictos sociales que genera la situación del río, a lo que se agrega el franco avance de políticas urbanas, comerciales e industriales insustentables y excluyentes, fortaleciendo así la tendencia a la degradación. Si bien las soluciones técnicas pueden coadyuvar a resolver algunos aspectos importantes de la problemática, es necesario que en el caso del río Santiago se incorpore de manera decidida la perspectiva ecológica del ciclo del agua, así como la necesidad de una verdadera, consistente y efectiva participación social para darle tratamiento profundo a las causas de la contaminación y no sólo a sus efectos.

En consecuencia y después de haber analizado las presentaciones de seguimiento sobre el caso del río Santiago, el Tribunal Latinoamericano del Agua considera que no existen aún avances consistentes para resolver la situación del río Santiago, por lo cual insiste en que las autoridades involucradas asuman, con compromiso ético, el veredicto hecho en su audiencia pública en Guadalajara, durante octubre de 2007”

El veredicto, al que alude el Tribunal en su nota de prensa, está conformado por una presentación de hechos, considerandos y resoluciones y concluye con una serie de recomendaciones:

1. “Que las autoridades municipales de Juanacatlán y El Salto cumplan con las obligaciones de protección de sus respectivas comunidades de acuerdo a sus atribuciones.

2. Que las autoridades, en sus tres niveles de gobierno, ordenen la elaboración de un estudio epidemiológico e interdisciplinario, independiente y participativo, para determinar y analizar los daños específicos a la salud de los habitantes de El Salto y Juanacatlán, a raíz de la contaminación del río Santiago.

3. Que en los Consejos de la Cuenca Lerma-Chapala-Santiago-Pacífico se discuta la problemática de degradación del río Santiago y se relacionen con los problemas de salud pública de las poblaciones de El Salto y Juanacatlán, con la participación activa de los denunciantes, los municipios y sus pobladores.

4. Que se respeten los plazos para el saneamiento de las descargas de los municipios de la Zona Metropolitana de Guadalajara ya establecidos por la Comisión Nacional del Agua.

5. Que los mecanismos de monitoreo implementados por las autoridades se hagan públicos y participativos.

6. Que las secretarías de salud de la federación y del estado de Jalisco implementen medidas inmediatas para la atención médica especializada y de calidad a las personas que ya padecen enfermedades en Juanacatlán y El Salto.

7. Que se ejecute un monitoreo constante en los principales corredores industriales de la Cuenca Lerma-Chapala-Santiago-Pacífico, garantizando el acceso de la población interesada a la información generada en ese proceso.”

A pocas semanas de celebrar el Día Internacional del Agua, este próximo 22 de marzo, se vuelve necesario insistir sobre lo ocurrido en aquella audiencia pública del Tribunal Latinoamericano del Agua en octubre de 2007; así como en tres palabras claves, actuales y persistentes que ligan la vida humana con el agua necesaria que la sostiene: río Santiago, El Salto, Juanacatlán.

Grave situación del río Santiago, en Jalisco, alerta Tribunal Latinoamericano del Agua

Angélica Enciso /La Jornada

Fotografía (independiente del texto) por Santiago J.

El Tribunal Latinoamericano del Agua reiteró su preocupación por la grave situación que persiste en el río Santiago, ubicado en Jalisco, debido a que se profundizan las afectaciones ambientales y a la salud de los 150 mil pobladores de los municipios de El Salto y Juanacatlán.

La instancia internacional de justicia ambiental para la discusión y análisis de controversias en América Latina expresó lo anterior, debido al tipo de respuestas públicas que las autoridades del Estado mexicano, de Jalisco y de los distintos gobiernos municipales involucrados están dando al caso del río Santiago.

Agregó que se identifica una estrategia mediática que busca relativizar el problema y dar a las soluciones técnicas parciales un alcance que no corresponde al de una visión integral capaz de solucionar de fondo los problemas ambientales y los conflictos sociales que genera la situación del río, a lo que se agrega el franco avance de políticas urbanas, comerciales e industriales insustentables y excluyentes.

Con esto –precisó– se fortalece la tendencia a la degradación, y si bien las soluciones técnicas pueden ayudar a resolver algunos aspectos importantes del problema, es necesario que en el caso del río Santiago se incorpore de manera decidida la perspectiva ecológica del ciclo del agua, así como la necesidad de una verdadera, consistente y efectiva participación social, para dar tratamiento profundo a las causas de la contaminación, no sólo a sus efectos.

Después de conocer la información de seguimiento sobre este caso, el Tribunal Latinoamericano del Agua considera que aún no hay avances consistentes para resolver la situación del río Santiago, por lo cual insiste en que las autoridades involucradas asuman con compromiso ético el veredicto hecho en su audiencia pública en Guadalajara, durante octubre de 2007.

El caso del río Santiago fue presentado ante el tribunal por organizaciones civiles, debido a que funciona como receptor de aguas residuales e industriales de la zona metropolitana de Guadalajara. Argumentaron que es insuficiente e ineficaz el manejo de las plantas de tratamiento y no se han ejecutado los planes de saneamiento.

Frente a ello, en 2007 el tribunal resolvió responsabilizar a las autoridades de los tres niveles de gobierno por el alarmante deterioro del río Santiago y la cuenca a la cual pertenece.

Blog WebMastered by All in One Webmaster.